¿Uno de tus sueños es viajar sola por la Patagonia? Entonces ¡estás de suerte! En este post vamos a resolver las preguntas más frecuentes para armar una ruta recorriendo las tierras más australes del continente americano. ¡Argentina y Chile te esperan!

Viajar sola por la Patagonia
Contestamos a las preguntas más frecuentes para viajar sola por la Patagonia

¿Dónde está la Patagonia?

Para las despistadas, vamos a comenzar situando la Patagonia en el mapa. Esta región se ubica en las zonas sur de Argentina y Chile.

Del lado argentino sería todo lo que esté más al sur del río Colorado (provincias de Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego). Del lado chileno incluiría las provincias de Palena, Aysén y Magallanes, aunque si se tiene en cuenta la geología, se incluirían también las regiones de los Ríos, de los Lagos y la Araucanía (más hacia el norte).

¿Qué Patagonia es mejor visitar?

¡Ambas! Las dos Patagonias, tanto la chilena como la argentina son preciosas. Paisajes salvajes, glaciares, ríos y lagos de colores imposibles, Parques Nacionales por doquier… vayas donde vayas en Patagonia es un regalo para los sentidos, así que elijas el destino que elijas, acertarás.

¿Qué ver en un viaje por la Patagonia?

Hay muchos lugares que ver en la Patagonia, así que vamos hacer un pequeño resumen con los destinos que creemos que son más relevantes.

Patagonia argentina

San Martín de los Andes, Villa la Angostura y Bariloche

Puede que la zona más visitada de la Patagonia sea ésta. Bariloche es un destino muy popular entre los argentinos, para veranear y también para ir a esquiar en invierno. Sus paisajes, la cerveza y los chocolates son algunos de sus reclamos, pero no puedes irte sin visitar también los alrededores.

El Hotel Llao Llao es toda una referencia en este lugar y alojarse en él es un sueño para muchos. Para los que no pueden permitírselo siempre les queda realizar el circuito chico y verlo un poco más de cerca. Además de ver el hotel, los paisajes que verás te dejarán sin aliento, y te animamos a hacerlo en bicicleta si el día acompaña. Tampoco dejes de subir al Cerro Campanario para tener unas vistas espectaculares.

Del otro lado del lago Nahuel Huapi encontrarás Villa la Angostura, un pequeño pueblo precioso y conocido por el Bosque de Arrayanes (Parque Nacional los Arrayanes). Desde aquí puedes seguir la ruta 40 hacia el norte y llegarás a San Martín de los Andes, otro precioso pueblo a orillas del lago Lácar y rodeado de montañas. ¿Y qué es lo mejor de esa ruta? La ruta de los 7 Lagos, llamada así porque en el recorrido hay 7 preciosos lagos. Si vas en bus está complicado ir porque solo hacen una parada intermedia y los horarios no son muy buenos, así que siempre puedes tomar un tour para visitarlos.

Viajar sola por la Patagonia
Recorriendo el circuito chico de Bariloche verás paisajes como éste

El Bolsón y Esquel

Dos de los pueblos patagónicos más especiales para los senderistas son El Bolsón y Esquel. Además de paisajes impresionantes hay muchas rutas para caminar y sentir la Patagonia por todos los poros de tu piel. A ambos lugares puedes llegar fácilmente desde Bariloche en autobús.

En El Bolsón puedes subir al Cerro Amigo o admirar al Piltriquitrón, aunque también te recomendamos darte una vuelta por el bosque tallado y acercarte hasta el lago Puelo. En Esquel, un poco más al sur, no puedes perderte el Parque Nacional de los Alerces o hacer una excursión a Trevelin, un pueblo fundado por galeses que aún guarda algunas de sus costumbres.

El Chaltén y El Calafate

La joya de la corona de la Patagonia argentina es el glaciar Perito Moreno, que se sitúa en El Calafate. Está dentro del Parque Nacional Los Glaciares, donde se pueden ver muchas otras lenguas de hielo como el glaciar Upsala. Te dejamos por aquí una excursión para ver el Perito Moreno y otra para ir más allá y visitar en barco los glaciares más imponentes de la zona.

Mucha gente llega hasta El Calafate para ver los glaciares, pero no llegan hasta El Chaltén, que es otra maravilla y que no puede faltar en tu lista si te gustan los paisajes que te dejan con la boca abierta. Está a unas 3 horas de autobús de El Calafate, pero merece mucho la pena ir a pasar unos días y descubrir sus rutas de senderismo.

El Chaltén es un pueblecito situado a los pies del Fitz Roy, una de las montañas más icónicas del cono sur. Hasta aquí llegan muchos escaladores que se cuelgan de sus 3000 metros de pared vertical, pero también muchos otros que quieren realizar trekkings hasta su base. Además de ir a la base del Fitz Roy, es popular llegar hasta la laguna glaciar del Cerro Castillo, también precioso.

Viajar sola por la Patagonia
El trek a Cerro Castillo es muy bonito. ¡Anímate a hacerlo!

Ushuaia

Si vas a Ushuaia… ¡habrás llegado al fin del mundo! Se le conoce por ser la ciudad más austral del planeta, aunque si miramos los mapas hay mundo más allá, aunque sean tierras aún más remotas. Ushuaia tiene una magia especial, ya sea por las montañas nevadas que la rodean, por el Canal Beagle o por esa sensación de sentirse en ese fin del mundo.

La mayoría de visitantes opta por realizar una navegación por el Canal Beagle y ver el faro Les Èclaireurs (o del fin del mundo, todo se llama así allí) o acercarse hasta el Parque Nacional Tierra del Fuego (el fin del fin del mundo), precioso, por cierto. En sus alrededores también puedes visitar el glaciar Martial, la Laguna Esmeralda o la Cascada Velo de la Novia.

Península Valdés

La costa atlántica patagónica también guarda muchos tesoros, como Península Valdés, Patrimonio de la Humanidad. Es un lugar natural protegido donde se puede ver mucha fauna, sobre todo pingüinos y ballenas, y es por ello que se ha convertido en un destino muy visitado.

Una de las actividades estrella es precisamente salir a navegar para avistar ballenas, así que aquí te dejamos una excursión. La mejor época para verlas es entre junio y diciembre, y si vas entre marzo y abril en lugar de ballenas podrás ver orcas. Los pingüinos se dejan ver durante el verano austral que es cuando crían.


Patagonia chilena

Puerto Varas, Frutillar y Puerto Montt

La Región de los Lagos en Chile es muy bonita y prueba de ello son los paisajes que se pueden ver en esta zona. Frutillar y Puerto Varas se ubican a orillas del lago Llanquihue, con unas vistas privilegiadas del volcán Osorno. Además de dar una vuelta por las localidades, lo mejor es conocer los atractivos naturales de la zona.

Viajar sola a Chile, Puerto Varas
Los lugares que rodean a Puerto Varas, como el Volcán Osorno o el lago de Todos los Santos, bien merecen una visita

Existen muchas excurisones para visitar el volcán Osorno, que hoy día es una estación de esquí, los Saltos del Petrohué y el lago de Todos los Santos. Este último se hace navegando y desde allí son visibles otros volcanes, como el Puntiagudo.

Puerto Montt, por contra, se sitúa a orillas del mar. Desde aquí parte la Carretera Austral, que conecta toda la Patagonia hasta el pueblo de Villa O’Higgins. Desde Puerto Montt es posible también cruzar a la isla de Chiloé. Puedes ir por tu cuenta en autobús y moverte por allí a tu aire (quedándote incluso unos días, hay transporte entre los pueblos y son muy bonitos) o realizar una excursión de un día si no tienes mucho tiempo.

Isla de Chiloé

Los principales lugares que visitar en la isla de Chiloé son Castro (la capital), Dalcahue y su mercado de artesanías, Ancud, donde en verano se ven pingüinos, y Cucao. En esta última población puedes visitar el Parque Nacional Chiloé y el Muelle de las Almas.

Las iglesias de Chiloé son Patrimonio de la Humanidad. Son de madera y algunas de ellas son bastante antiguas, lo que es un milagro que hayan sobrevivido al tiempo sin ser pasto de las llamas. También muy particular de esta isla son los palafitos, las casas construidas sobre palos de madera a orillas del mar.

Carretera Austral

Con más de 1.000 kilómetros de recorrido, la Carretera Austral es una ruta que vertebra muchas zonas remotas de la Patagonia chilena. Te recomendamos enormemente visitarla aunque vayas sola, ya que es una ruta muy concurrida de mochileros y los paisajes son asombrosos. Te encontrarás con muchos Parques Nacionales y podrás admirar verdaderos monumentos naturales.

Eso sí, deberás ir con tiempo, ya que muchas veces la ruta es de ripio y no hay todas las combinaciones de transporte público que una desearía. Mucha gente recurre al autostop, incluso los locales, porque funciona bien y es seguro. Hay muchos pueblos y en cada uno de ellos hay algo precioso, aunque aquí te reseñamos los más destacados.

Viajar sola por la Patagonia
El Muelle de las Almas en Chiloé es uno de los rincones más apacibles de la isla
Chaitén, Futaleufú y Puyuhuapi

Para empezar, Chaitén, un pueblo que quedó arrasado en 2008 por la erupción del volcán. Fue una auténtica catástrofe y muchas de las casas destrozadas se pueden ver aún por el pueblo. Tiene su aquel visitarlo, además de los parques  que lo rodean, como el Pumalín y el Corcovado.

Desviándote un poco de la Carretera Austral y yendo hacia la frontera con Argentina llegarás a Futaleufú, un pueblo famoso por el rafting en su río. Es uno de los mejores del mundo para practicar esta actividad y te lo recomendamos. ¡Adrenalina pura! Algo más al sur te recomendamos parar en Puyuhuapi para visitar el Parque Nacional Queulat y su Ventisquero Colgante, así como el Bosque Encantado.

Villa Cerro Castillo, Puerto Río Tranquilo, Caleta Tortel, Villa O’Higgins

En las proximidades del imponente lago General Carrera, uno de los más grandes de agua dulce en Sudamérica, se encuentran Villa Cerro Castillo y Puerto Río Tranquilo. El primero se sitúa a los pies del imponente Cerro Castillo, un trek algo exigente pero que en un día soleado es más que recomendable por sus increíbles vistas. Puerto Río Tranquilo se sitúa a orillas del lago y allí lo que no te puerdes perder son las Caterales de Mármol, unas curiosas formaciones rocosas que la erosión del propio lago ha ido esculpiendo.

Ya más hacia el sur se encuentra la remota Caleta Tortel. Es un lugar muy especial, ya que no hay luz, no hay calles, sino pasarelas de madera para comunicar las casas, y no llega la señal de móvil (o al menos hace unos años no llegaba). Por último, la Carretera Austral termina en Villa O’Higgins, uno de los pueblos con un paisaje más increíble de todos los de la ruta. Está rodeado de montañas nevadas, hay muchas rutas de senderismo y el lago O’Higgins es una preciosidad.

Puerto Natales y Punta Arenas

En la remota y salvaje Región de Magallanes se encuentra el que, para nosotras, es que lugar más bonito de todo Chile: el Parque Nacional de Torres del Paine. Es uno de esos lugares de obligada visita para todo senderista que se precie y para cualquiera que quiera ver uno de los paisajes más espectaculares de toda la Patagonia, así que apúntalo en tu agenda de destinos soñados.

Viajar sola a Chile, Torres del Paine
El Parque Nacional Torres del Paine es uno de esos lugares que visitar una vez en la vida.

La actividad más popular en el Parque Nacional de Torres del Paine es recorrer la W. Es un sendero que solo se puede realizar caminando y que se recorre en 4 o 5 días pasando por los lugares más emblemáticos, como las 3 torres, los Cuernos o el glaciar Grey. Se puede hacer perfectamente sola, ya que siempre hay mucha gente haciéndolo y es imposible que te pierdas o te pueda ocurrir algo (a no ser que te salgas de los senderos, que por cierto está prohibido).

Para llegar lo mejor es ir primero a Puerto Natales, ya que desde allí salen los autobuses que te llevan al parque. El pueblo en sí es agradable, junto al mar, y está lleno de gente joven que va al Parque. Si no tienes muchos días o no te gusta el senderismo, también puedes visitar lo principal con un tour panorámico.

Por último, para completar este recorrido viajando sola por la Patagonia puedes acercarte hasta Punta Arenas, la principal ciudad de esta zona (y desde la que podrás volar a Santiago, por ejemplo). Además de visitar la ciudad, puedes ir a ver pingüinos a Isla Magdalena (lo más frecuente es ir en tour).

¿Cómo moverse por la Patagonia?

La Patagonia es un territorio muy grande y muy abrupto. Las distancias son muy largas y las rutas complicadas por la orografía, que hacen que muchas veces sean de ripio.

Podrías pensar que, en ese caso, una buena manera de moverse por la Patagonia sería el avión, pero siento decepcionarte, ya que no hay rutas entre las ciudades patagónicas, sino que para ir de una a otra habría que hacer escala en otras ciudades más grandes. Entonces, ¿cuál es la mejor manera de moverse por la Patagonia?

Una de las formas más extendidas de viajar por allí es en autobús. Las distancias son grandes, así que para recorrer ambas Patagonias se necesitan semanas. Si no tienes mucho tiempo te recomendamos visitar solo una parte concreta en la que no tengas que dedicar mucho tiempo al transporte. Por ejemplo, ir a El Chaltén, El Calafate y las Torres del Paine, o ir a Bariloche y San Martín de los Andes, que puedes combinar con Puerto Varas.

También es frecuente moverse a dedo por la Patagonia, sobre todo en la Carretera Austral de Chile, ya que los locales saben de las pocas opciones de transporte público que suele haber y se ofrecen a llevarte. También hay quien se anima a recorrerlo en bici, pero evidentemente para ello necesitas mucho tiempo y una buena forma física.

Si quieres ampliar información de aerolíneas, autobuses y otras formas de moverte, te recomendamos leer nuestros posts «Cómo moverse por Argentina» y «Cómo moverte por Chile«.

Viajar sola por la Patagonia
Al viajar sola por la Patagonia puedes moverte en autobuses e incluso a dedo para llegar a los lugares más remotos, como Caleta Tortel



¿Cuáles son los pasos fronterizos entre Argentina y Chile por la Patagonia?

A lo largo de toda la Patagonia hay muchos pasos fronterizos, algunos autorizados para todo tipo de vehículos y otros son simplemente caminos de huella para bicis. Para realizar los correspondientes trámites fronterizos (y entrar de manera legal en cualquiera de los dos países), te recomendamos hacerlo por un paso mayor con aduanas.

Aquí te reseñamos los que consideramos que pueden ser más frecuentes, por el hecho de que conectan destinos más turísticos:

  • Paso de Mamuil Malal: entre Junín de los Andes (Argentina) y Pucón y Villarica (Chile). De ripio, para vehículos menores.
  • Paso de Hua Hum: entre San Martín de los Andes (Argentina) y Valdivia (Chile). De ripio para vehículos ligeros, ya que en la parte chilena hay que tomar un pequeño ferry para cruzar el lago Pirehueico.
  • Paso Cardenal Samoré: entre Bariloche y Villa la Angostura (Argentina) y Osorno -también hasta Puerto Varas- (Chile). Está asfaltado y es uno de los pasos más transitados y el que toman las rutas de autobuses entre estos destinos.
  • Paso Futaleufú: conecta este pueblo chileno con Trevelin y Esquel en Argentina. De ripio y para vehículos menores.
  • Paso Río Jeinemeni: entre Los Antiguos (Argentina) y Chile Chico y Puerto Río Tranquilo -Lago General Carrera- en Chile. Asfaltado y transitado por rutas de autobuses.
  • Entre Villa O’Higgins (fin de la Carretera Austral en Chile) y El Chaltén (Argentina) existe un paso algo complicado (imposible de transitar en cuanto nieva) que cruza el lago O’Higgins en barco y después sigue por caminos hasta llegar a El Chaltén. Si quieres tomarlo, infórmate preguntando a la gente local ya que si no hay transporte regular puedes perderte.
  • Paso Río Don Guillermo: entre El Calafate (Argentina) y Puerto Natales (Chile). Es el que tienes que cruzar para ir a Torres del Paine. Las rutas de autobuses pasan por aquí.
  • Integración Austral: entre Río Gallegos (Argentina) y Punta Arenas (Chile). Asfaltado y de los más transitados.
  • Paso San Sebastián: para cruzar de un lado a otro de Tierra del Fuego (y llegar a Ushuaia).

Por último, puede que te interese conocer los requisitos de ingreso a Argentina y los requisitos de ingreso a Chile.

¿Cuál es la mejor época para viajar a la Patagonia?

La mejor época para viajar a la Patagonia es el verano austral, es decir, entre diciembre y marzo. Es la época con los días más largos (importante al hacer actividades de senderismo o montaña), cuando las temperaturas son más agradables y cuando ya no hay nieve para transitar tranquilamente por rutas de carretera, bici y trekking.

En abril el tiempo puede estar bien, pero también puede que ya comience a nevar y tengas algunas complicaciones en ruta. Por lo general en este mes ya hace frío. Si vas entre mayo y octubre estará todo nevado, hará mucho frío, muchas rutas y pasos fronterizos estarán cortadas y los días son muy cortos. Las condiciones suelen ser extremas y con el tiempo y dinero que cuesta llegar a la Patagonia, es una pena no poderla disfrutar, así que mejor ir en temporada alta o principios del otoño.

Por último, no olvides que es una region extrema, cercana al polo sur y llena de glaciares, campos de hielo y montañas. Aún yendo en verano el clima puede ser adverso, con mucho viento, lluvia y temperaturas frescas.

Argentina, países para viajar sola
Recuerda que en la Patagonia el tiempo puede cambiar rápidamente

¿Es seguro viajar sola por la Patagonia?

Sí, es una de las regiones más seguras en cuanto a delincuencia. Hay mucho turismo y viven de ello, así que cuidan mucho a los visitantes. La gente es sencilla y tranquila y esa forma de vivir en armonía con la naturaleza se nota en todo. Es incluso bastante seguro hacer dedo.

Ahora bien, hay una parte con la que tener más precaución, y es que la Patagonia es una tierra remota, abrupta y las comunicaciones no son las mismas que en otras zonas. Tienes que tener cuidado cuando salgas a realizar actividades en la naturaleza, ya que la montaña es imprevisible y el tiempo puede cambiar en cuestión de minutos, el terreno puede ser complicado (rocas, hielo, árboles y ramas caídas…) y los glaciares están en continuo movimiento aunque no lo notemos. Hay precipicios y también animales salvajes, como los pumas que, aunque suelen hacer vida nocturna para cazar, es mejor no encontrarte con ellos.

Por ello, si vas a salir a hacer montañismo, caminar sobre un glaciar, senderismo, kayak o cualquier otra actividad al aire libre, lo mejor es ir acompañada, avisar de dónde vas y llevar contigo lo básico para sobrevivir. No te olvides de llevar un pequeño botiquín, mucha agua, comida, batería en el móvil y baterías externas, una linterna (preferiblemente de las que te puedes poner en la cabeza, no el móvil), ropa de abrigo y protección para el sol (gorra, protector solar, gafas de sol).

Además, al viajar sola a la Patagonia (y siempre), no te olvides de contatar tu seguro de viaje. En lugares con un terreno como el de la Patagonia cualquier salida de senderismo puede acabar en un pie torcido o caída, así que mejor prevenir y contar con la ayuda que te brinda el viajar asegurada. Desde aquí te recomendamos Mondo, el mejor seguro de viaje, por su buen servicio, precio y coberturas, y porque desde su app puedes reportar cualquier incidencia con un clic. Para que compruebes por qué son los mejores, te dejamos un 5% de descuento en todos sus seguros.

Esperamos haber respondido a todas tus preguntas para viajar sola por la Patagonia con este post. Si tienes alguna más, no dudes en dejar tu comentario para que podamos ayudarte.

Estela Gómez

Viajera, fundadora de #QuieroViajarSola y travel blogger en Viajes e ideas. En 2016 agarré una mochila y me fui de viaje sola por primera vez a recorrer Sudamérica durante 6 meses y, desde entonces, quiero que todas las mujeres viajen solas porque es una de las mejores experiencias que se pueden tener en la vida.

Detrás de #QuieroViajarSola, Estela Gómez

Código ético: como puedes ver, en este post te hemos dejado varios enlaces, en especial a excursiones para poder ofrecerte más información y la posibilidad de reservar con una empresa en la que confiamos. Si haces una reserva a través de ellos, tú no pagarás de más y nosotras nos llevaremos una pequeña comisión con la que podemos seguir manteniendo esta comunidad.

Deja un comentario

Cerrar menú

¿Viajas sola?

Te presentamos La comunidad de #QuieroViajarSola, donde compartir dudas y experiencias de viaje y contactar con otras viajeras de todo el mundo.

¡Únete!