¿Merece la pena viajar sola al desierto de Atacama? ¡Claro que sí! Dicen de él que es el lugar más árido del planeta y eso deja paisajes para echar a volar la imaginación y postales que no vas a olvidar jamás.

El desierto de Atacama no es un desierto cualquiera

Consideraciones para viajar sola al desierto de Atacama

Ya sabes que muchas veces te hemos dicho que viajando sola nunca estás sola y eso es lo que te va a pasar en Atacama. Irse sola, completamente sola al desierto puede no ser la mejor de las ideas. Por una parte, por la gran amplitud térmica de las temperaturas, con calor por el día y mucho frío de noche. Por otra, la falta de elementos de referencia hace que sea fácil perderse y desorientarse. Así pues, la manera más fácil y segura de viajar sola al desierto de Atacama es realizando tours. 

Ya los contrates online o esperes a contratarlos en San Pedro de Atacama, existen decenas de tours diferentes para visitar cada una de las atracciones más importantes de los alrededores, así como para cruzar a Bolivia y realizar el tour por el Salar de Uyuni. Lo mejor de todo esto es que vas a poder conocer un montón de gente y que te será muy fácil llegar a lugares increíbles que están muy alejados y que no podrías visitar a no ser que te movieras en transporte privado. Lo malo, es que al final sale bastante caro, porque no solo hay que pagar el tour, sino que las entradas a los lugares a visitar se pagan aparte.

También tienes que tener en cuenta la gran diferencia de temperaturas entre el día y la noche. Por el día suele hacer bastante calor, pero en cuanto anochece hace mucho frío. En algunos tours, además, se llega a mucha altitud, así que puedes sufrir mal de altura.


Cómo llegar al desierto de Atacama

La región del desierto de Atacama se encuentra en el norte de Chile, ocupando una extensión de más de 100.000 kilómetros cuadrados. La ciudad principal de la zona es Antofagasta, una de las ciudades más pobladas del país, pero no es la más visitada de la región, pues los viajeros prefieren ir a ver la parte más asombrosa del desierto, que se encuentra cerca de la frontera con Bolivia.

Para ello, la población escogida como centro de operaciones y, por tanto, la más visitada, es San Pedro de Atacama. Cuenta con apenas 5.000 habitantes, pero recibe decenas de miles de turistas cada año que quieren maravillarse con los paisajes del desierto.

Para llegar hasta allí podrás volar desde Santiago a Calama. El vuelo dura unas horas y puedes encontrar buenos precios con las aerolíneas low cost. Desde el aeropuerto podrás tomar un minibús para llegar hasta San Pedro de Atacama que cuesta 12.000 pesos chilenos (unos 15 euros).

También puedes llegar a San Pedro de Atacama en autobús, aunque no de forma directa. Primero debes ir hasta Calama desde otras ciudades de Chile (Iquique, La Serena, Arica…) y, una vez allí, tomar otro autobús hasta San Pedro de Atacama. Éste tiene 3 frecuencias al día, cuesta 3.000CLP (unos 4€) y tarda hora y media.

Qué ver en el desierto de Atacama

Si bien el desierto de Atacama es muy extenso, en este post te contaremos solo aquellos lugares que ver cerca de la zona San Pedro de Atacama, pues es la que conocemos y la más visitada.

San Pedro de Atacama

El centro de todo lo que ver en esta parte del desierto de Atacama es el pueblo de San Pedro. El pueblo en sí no tiene mucho por ver, salvo su iglesia y el ambiente que crean las casas bajas de adobe. Sin embargo, es el mejor lugar donde establecer tu centro de operaciones para salir a visitar todo lo que hay en los alrededores.


El Valle de la Luna y el mejor atardecer que verás jamás

Si por algo es conocido este desierto es por su paisaje. ¡Es como si estuvieras en Marte! Uno de los lugares más representativos de Atacama, de hecho, ha sido bautizado como el Valle de la Luna, que, de acuerdo, no es otro planeta, pero debe tener una superficie muy parecida a la que recorrerás allí.

La entrada al Valle de la Luna cuesta 3.500 pesos chilenos (unos 4 euros) y allí podrás caminar entre rocas de diferentes formas, como las 3 Marías, que se llama así porque se asemeja a 3 mujeres rezando, así que no olvides echar a volar tu imaginación. También podrás admirar la Gran Duna, una de las pocas dunas que existen en este desierto y, finalmente, tener una vista privilegiada de todo el valle desde el mirador de la Piedra del Koyote. Allí es donde terminan todos los tours por el valle justo al atardecer y te aseguro que ya solo por eso merece muchísimo la pena. ¡Es difícil que veas un atardecer tan mágico como ese!

Viajar sola al desierto de Atacama, Valle de la Luna
Merece la pena, ¿verdad?

Lagunas Céjar y Piedra

¿Sabías que hay un lugar parecido al mar Muerto en Chile? Está aquí y se llama Laguna Céjar. Junto a ella se sitúa la Laguna Piedra y son dos lugares enclavados en el salar de Atacama que recogen agua de lluvia donde se concentra una gran cantidad de sal. Puedes bañarte en ellas, pero te aviso de dos cosas: cuesta 15.000 pesos (alrededor de 20€) y ¡el agua está muy fría!

En esta excursión también se visitan otros lugares interesantes. Uno de ellos son los Ojos del Salar, que son otras dos lagunas, esta vez sin sal, en las que podrás darte otro chapuzón (siento decirte que también están frías). Por último, el día acaba junto a la Laguna Tebenquiche donde te ofrecen una bebida mientras contemplas el atardecer.

Para este tour no te olvides de tu bikini, chanclas (importante, el suelo duele) y toalla, así como de ropa para cambiarte y algo de abrigo porque al caer la noche caen mucho las temperaturas.

Géiseres del Tatio

Otro de los lugares más increíbles del desierto de Atacama son los géiseres del Tatio. Se trata de un campo de actividad geotermal con 100 géiseres que están constantemente liberando vapor.

La visita a esta zona sale de San Pedro de Atacama en torno a las 5 de la mañana, de tal modo que llegas de noche y vas viendo poco a poco cómo van apareciendo las fumarolas y el paisaje al amanecer. La entrada cuesta 6.500 pesos chilenos (unos 8 euros).

Más tarde podrás bañarte en aguas termales y en el camino de vuelta los tours paran en Machuca, que es un pueblito típico de la zona.

Es una experiencia muy recomendable, pero ten en cuenta que los géiseres se sitúan a más de 4.000 metros de altitud, así que no olvides abrigarte. Gorro, guantes, bufanda, dos pares de calcetines… toda ropa es poca. Y si te vas a bañar en las aguas termales, no te olvides del bañador, toalla y ropa para cambiarte.

El espectáculo de los géiseres al amanecer es una buena razón para viajar sola al desierto de Atacama

Otras excursiones

En el desierto de Atacama puedes hacer tantas excursiones como quieras. Las anteriores son las más populares, pero también se puede visitar el Salar de Atacama y las Lagunas Altiplánicas

Si no vas a ir al Salar de Uyuni, entonces es recomendable hacerlas porque verás paisajes preciosos. Ahora bien, si tu plan es cruzar a Uyuni, entonces es mejor ahorrarte ese dinero porque verás varias lagunas de colores con flamencos y rodeadas de montañas, igual que las que se pueden ver en la parte chilena.


¿Se puede hacer el Salar de Uyuni desde San Pedro de Atacama?

¡Sí! Y te lo recomendamos enormemente porque es una gran experiencia. Los tours salen en minibús temprano desde San Pedro de Atacama hacia la frontera, donde se cambia al coche 4×4 y se pasan los controles de pasaporte. Una vez en Bolivia, viajarás durante 3 días y 2 noches con 5 viajeros más y el chófer por la Reserva Nacional de Fauna Andina Eduardo Avaroa (hay que pagar la entrada aparte del tour) y el Salar de Uyuni. Echa un vistazo a nuestro post «Cómo es viajar sola al Salar de Uyuni» para más información.

Muchas agencias de viaje de San Pedro de Atacama venden este tour. Puedes elegir quedarte en Uyuni si vas a continuar tu viaje sola por Bolivia o pedir que cuando acabe el tour te lleven de vuelta a San Pedro. El precio ronda los 150 dólares por persona, aunque te recomendamos preguntar en cuantas más agencias puedas para comparar todos los precios y condiciones. Intenta no contratar el más barato, pues a veces eso es sinónimo de poca profesionalidad (y, por tanto, problemas para ti en el tour).

Dónde alojarse en el desierto de Atacama

Para poder visitar todo lo que te contamos más arriba, lo mejor es quedarse varios días en San Pedro de Atacama. Es muy turístico y, por tanto, algo caro, pero hay decenas de alojamientos y de agencias de viaje, así que te será muy fácil organizar desde allí toda tu ruta.

¿Tienes alguna duda sobre viajar sola al desierto de Atacama? Entonces no dudes en dejar tu comentario para que podamos ayudarte. 

Estela Gómez

Viajera, fundadora de #QuieroViajarSola y travel blogger en Viajes e ideas. En 2016 agarré una mochila y me fui de viaje sola por primera vez a recorrer Sudamérica durante 6 meses y, desde entonces, quiero que todas las mujeres viajen solas porque es una de las mejores experiencias que se pueden tener en la vida.

Detrás de #QuieroViajarSola, Estela Gómez

Código ético: en este post existen enlaces de algunas empresas que son de afiliado, lo que significa que, si haces una reserva a través de ellos, nos llevamos una pequeña comisión. Tú no pagarás de más y nosotras podemos seguir manteniendo esta comunidad. Si te los recomendamos es porque los hemos probado y los utilizamos en nuestros viajes 😉 .

Deja un comentario

Cerrar menú

¿Nos lees desde México?

Dentro de poco llegará Bnext, una tarjeta ideal para viajar al extranjero y no pagar comisiones.

Haz clic en la imagen para informarte