En los anteriores posts te venimos dando información para viajar sola a Francia y es que es un país que nos encanta. Francia es más que París, por eso queremos que conozcas el sur más mediterráneo y cálido y te hemos preparado esta guía para viajar sola a Marsella. Es la segunda ciudad más importante del país y tiene muchísimas cosas para ver y hacer.

Viajar sola a Marsella
Te contamos las claves para que puedas viajar sola a Marsella

¿Es seguro viajar sola a Marsella?

Al planear un viaje sola a Marsella quizá esto sea lo primero que te pase por la cabeza. ¿Es seguro viajar sola a Marsella?

Marsella tiene mala fama, y es que son muchos los turistas a los que han robado, que han dicho que es una ciudad sucia o peligrosa. ¿Es así realmente? Quizá hace un tiempo lo fuera, pero está cambiando mucho en los últimos años. En nuestra experiencia es una ciudad que se está modernizando mucho y no es peligrosa. Ahora bien, esto no quiere decir que no debas ir atenta, por ejemplo, a tus cosas. Quizá el barrio de la estación sea de los más feos de la ciudad, pero en el resto no hay problema. Más abajo te contamos dónde alojarte si esto te preocupa.

Te recomendamos viajar con seguro de viaje y leer nuestro post sobre si es seguro viajar sola por Francia, ya que todo lo mencionado se puede aplicar para Marsella también.


¿Cómo llegar a Marsella?

Existen diferentes maneras de llegar a Marsella, ya vengas desde otro país europeo o desde la propia Francia.

Para llegar en avión, nada mejor que comparar los precios con Skyscanner para ver qué aerolínea tiene los mejores precios y horarios. Una vez llegues al aeropuerto, puedes tomar el autobús 91 que sale desde allí cada 10 minutos hasta la estación de tren de Saint Charles, en el centro de la ciudad. El trayecto dura unos 25 minutos y cuesta 8,3 euros.

Si prefieres moverte en tren o autobús, llegarás también a Saint Charles. Allí, además de la estación de tren, se encuentra la estación de autobuses. Para moverte en tren puedes buscar tus billetes con OUI SNCF y para hacerlo en autobús, con Flixbus, que es la manera más barata de moverte por Europa por sus tarifas desde 4,99€.

Si quieres más información sobre los transportes en el país galo, consulta nuestro post «Cómo moverte por Francia«.

Viajar sola a Marsella, tren turístico
Una vez en Marsella tienes transporte público para moverte, así como tours y atracciones como el tren turístico

¿Cómo funciona el transporte público en Marsella?

Una vez hayas llegado a Marsella, puedes moverte tanto en metro, como en autobús, tranvía o incluso barco. Por ejemplo, desde la estación de Saint Charles tienes las líneas de metro M1 y M2, así como líneas de autobús. Existe una buena red de transporte público y puedes consultar horarios tanto en la web de transportes de la región de Marsella (rtm.fr) o Google Maps.

Para moverte en el transporte público existe una tarjeta llamada Transtick que puedes conseguir en cualquier estación de metro y tiene las siguientes particularidades:

  • La tarjeta de 1 viaje (carte 1 voyage) puedes recargarla hasta 10 veces. El primer viaje te costará 1,8€ y los demás 1,7€. Te permitirá hacer un viaje solo en metro con una duración máxima de 59 minutos.
  • La tarjeta de 2 viajes (carte 2 voyages) te permitirá hacer un trayecto con correspondencia (por ejemplo, metro+autobús), excepto en los transportes marítimos. Puedes recargarla también hasta 10 veces y tiene un precio de 3,5€ la primera vez y 3,4€ el resto.
  • Con la tarjeta de 10 viajes (carte 10 voyages) puedes realizar 10 viajes con correspondencias y recargarla solo 2 veces. La primera cuesta 14,10€ y la segunda 14€.
  • Los pases de 24 o 72 horas son válidos durante ese tiempo desde la primera validación y te permiten hacer todos los viajes que quieras (excepto transportes marítimos y tren TER).

Además, existen estos billetes para los autobuses y barcos:

  • La tarjeta Solo secours se vende solo en los autobuses. Es decir, si no tienes un pase u otro tipo de tarjeta y quieres montar en un autobús, tendrás que comprar este ticket. Cuesta 2€ y vale durante 59 minutos.
  • La tarjeta La navette se puede comprar solo para hacer los trayectos en bote, desde el Port Vieux hacia otras zonas de la ciudad. Según el trayecto tiene un coste de 5€ u 8€ y puedes combinarla con una correspondencia con otros transportes.

Por último, como en todas las grandes ciudades existe una tarjeta turística llamada Marsella City Pass con la que tendrás el transporte público incluido de manera ilimitada (excepto las navettes). Además de la ventaja del transporte, incluye acceso gratuito a museos y actividades, así como muestras gratuitas y descuentos en tiendas locales seleccionadas. El pase de 24 horas cuesta 27€, el de 48 horas, 37€, y el de 72 horas, 43€. Puedes comprarlo aquí.


¿Qué ver y hacer en Marsella?

Al ser la segunda ciudad más importante de Francia, Marsella es muy extensa. ¡Tiene en su territorio hasta un Parque Nacional! Por ello nuestro consejo es que dediques varios días a viajar sola a Marsella y así poder disfrutar de todo lo que tiene que ofrecer. Un consejo para situarte y conocer bien la historia de la ciudad es hacer un free-tour por Marsella. Así tendrás más información y podrás conocer a gente.

Zona del Vieux Port y Le Panier

Esta zona es el corazón turístico de la ciudad y es que es la más antigua. Se llama así porque aquí se situaba antiguamente el puerto de la ciudad (ahora es puerto deportivo y los puertos más grandes se han sacado del centro). Toda esta zona es un gran entrante de agua en la ciudad de Marsella, repleta de barquitos que hacen excursiones y veleros privados que le dan ese carácter marítimo y mediterráneo a la ciudad.

Junto al puerto, el barrio Le Panier, el más antiguo de la ciudad y que aún sigue algo degradado, aunque poco a poco se va modernizando y volviéndose más alternativo. También destaca el MUCEM, Museo de las Civilizaciones de Europa y el Mediterráneo, que se divide entre el Fuerte de San Juan, antigua fortaleza defensiva, y un nuevo edificio, icono de esa modernización de la ciudad. No muy lejos de allí, la imponente Catedral, que no te dejará indiferente ni por su decoración exterior ni por todo el mármol y mosaicos en el interior.

Toda la zona del muelle del puerto es un amplio paseo hoy día, y en él se encuentra el ayuntamiento. También desde aquí salen el tren turístico (para ir, por ejemplo, a la Basílica de Notre-Dame de la Garde) o los barcos turísticos para visitar la Isla de If y su castillo (te cuento más abajo sobre ellos).

Viajar sola por el sur de Francia
Marsella es una grata sorpresa porque no es como dicen y es la mezcla perfecta de ciudad y naturaleza

Zona de Saint-Victor y Pharo

Del lado sur, digamos, del Vieux Port, se encuentra el barrio de Saint-Victor. En lo alto de la colina podrás divisar la Basílica de Notre-Dame de la Garde, todo un icono de la ciudad. Para llegar puedes tomar el tren turístico o el autobús público número 60, que también sale desde el Vieux Port. Te impresionarán las vistas desde allí arriba, así como también la decoración del interior, muy similar a la Catedral.

Más abajo, en el barrio de Saint Victor destaca su Abadía y, muy cerca, la panadería más antigua de la ciudad: el Four des Navettes. Las navettes son un dulce que se asimila a la rosquilla en sabor y textura con un toque de naranja y que se llama así por su forma de barco. Es tradicional de la ciudad, así que no dudes en probarlo.

También en esta zona encontrarás muchas tiendas y fábricas de jabón de Marsella, archiconocido en todo el mundo y que es la opción ideal para llevarte un souvenir de Francia. Es una zona con teatros y muchos restaurantes y terrazas, así que seguro que te vas a entretener por la zona.

En el barrio de Pharo se encuentra el palacio del mismo nombre. Actualmente es un palacio de congresos, pero junto a él existe un parque y mirador que te recomendamos visitar para tener unas fantásticas vistas de Marsella. También en este barrio se sitúa la playa más cercana al centro de la ciudad, la de los Catalanes. Desde allí podrás no solo darte un baño si es verano, sino también ver un fantástico atardecer.

Si te apetece caminar junto al mar puedes seguir la avenida del Presidente Kennedy hasta llegar al Port du Vallon des Auffes, un pequeño rincón muy pintoresco con barquitos y casas de colores.


Zona sur de la ciudad

Ya algo más alejados del centro hay otros lugares que seguro te gustará visitar si te apetece desconectar del ritmo de la ciudad y entrar más en contacto con el mar. En el caso de que te apetezca ir a la playa, puedes tomar el autobús 83 y acercarte hasta las Playas del Prado y Bonneveine. Son varias playas muy anchas, donde podrás hacer actividades deportivas y que están llenas de terrazas y bares, así que una buena idea puede ser venir a pasar la tarde para ver atardecer desde aquí mientras tomas una copa. ¡Hay hasta una noria!

Si quieres pasar un día en completa naturaleza y hacer senderismo, entonces debes dirigirte al Parque Nacional de Calanques. Ocupa toda la zona sur de la ciudad y allí encontrarás unos paisajes de acantilados preciosos, salpicados de vez en cuando por calas de esas aguas tan características del Mediterráneo. A estas se les llama Calanques y la más cercana es la de Marseilleveyre. Hay que tomar varios autobuses desde el centro para llegar a Callelongue y, desde ahí, caminar 45 minutos. Después puedes volver o seguir caminando hasta la Calanque de Sormiou, aunque esto ya supone dedicar en total todo un día a hacer senderismo y debes ir preparada con mucha agua, comida, buen calzado, protección para el sol, etc. Que no te dé miedo ir al Parque Nacional de Calanques sola, ya que hay mucha gente que va a hacer senderismo o pasar el día a sus calas.

Viajar sola a Marsella, Calanques
El Parque Nacional de Calanques es un remanso de paz y naturaleza en plena ciudad de Marsella

Por último, si miras un mapa verás que hay varias islas en las costas de Marsella. Pues bien, una de ellas es particularmente interesante por su castillo: el Château d’If. En él se inspiró Alejandro Dumas para escribir El Conde de Montecristo y es posible visitarlo. Para ello, puedes tomar un barco desde el muelle del Vieux Port aunque ten en cuenta que cierra a las 5 o 6 de la tarde (invierno y verano) y los barcos pueden cancelarse en días de clima adverso.

¿No quieres pagar comisiones al sacar dinero en los cajeros franceses? Pide la tarjeta Bnext, que te devuelve las comisiones y te regala 10€ para que la pruebes a través de este link.

¿Dónde alojarte en Marsella?

Como te decíamos más arriba, Marsella tiene mala fama por peligrosa y, aunque esto está cambiando, sí hay barrios que son un poco feos, como los alrededores de la estación de tren. Le Panier también ha sido un barrio históricamente muy degradado.

Por ello, nuestra recomendación es que te alojes en la zona sur, como en Saint-Victor, Pharo, Opera o Castellane. Son barrios seguros y tranquilos, no hay tanto trasiego turístico como el Puerto Viejo y está muy bien conectado en transporte público tanto con el centro, como con la estación de tren o la zona sur de la ciudad.

Para encontrar los mejores precios, recuerda echar un vistazo a Booking o Hostelworld. Aquí te dejamos nuestro post con las claves sobre cómo elegir un hostel si te decides por este tipo de alojamiento.


¿Cuál es la mejor época para viajar sola a Marsella?

Si quieres disfrutar del clima mediterráneo y darte un baño en sus playas, está claro que el verano es la mejor época. Además, hay mucho más ambiente en las calles que en cualquier otra época y los días son más largos para poder aprovecharlos mucho más.

Si te agobia el calor, quizá sea mejor optar por primavera o comienzos de otoño para visitar los monumentos de una manera más fresca y relajada (sin tanto turista como en verano). Además, estas épocas son ideales para hacer senderismo por el Parque Nacional de Calanques, ya que en verano el sol pega mucho y puede hacer mucho calor. Lo malo es que no podrás bañarte en las calas porque el agua estará frío.

En cualquier caso, no olvides meter en la maleta el protector solar, gafas de sol y una gorra para protegerte del calor y un buen calzado para hacer senderismo o caminar sin parar por la ciudad.

Esperamos que esta mini guía te haya servido para aclarar tus dudas sobre viajar sola a Marsella y ampliar información para preparar tu viaje. No olvides que tenemos muchos posts con consejos para viajar sola, como este artículo sobre cómo hacerte fotos viajando sola o cómo conocer gente viajando sola. ¡Buen viaje!

Estela Gómez

Viajera, fundadora de #QuieroViajarSola y travel blogger en Viajes e ideas. En 2016 agarré una mochila y me fui de viaje sola por primera vez a recorrer Sudamérica durante 6 meses y, desde entonces, quiero que todas las mujeres viajen solas porque es una de las mejores experiencias que se pueden tener en la vida.

Detrás de #QuieroViajarSola, Estela Gómez
Código ético: en este post hay algunos enlaces de afiliado de empresas en las que confiamos para realizar nuestros viajes. Cuando hagas una reserva a través de estos links, nos llevamos una pequeña comisión. En ningún caso tú vas a pagar de más y nosotras podemos seguir manteniendo esta comunidad.

Deja un comentario

Cerrar menú

¿Viajas sola?

Te presentamos La comunidad de #QuieroViajarSola, donde compartir dudas y experiencias de viaje y contactar con otras viajeras de todo el mundo.

¡Únete!